12 de Agosto: No Debes Temer


*
Palabra:
Pero el Señor estuvo a mi lado, y me dio fuerzas y me libró de la boca del león. (2 Timoteo 4:17)
Teme al temor. El peor enemigo es el que llevas dentro de ti. Acércate a Dios en oración y pide socorro, y después levántate diciendo: “Confiaré y no temeré”
Se consciente de que no importa cuales sean los ataques y quebrantos Dios te librará. Él camina contigo y aún cuando pienses que la carga que enfrentes es demasiado pesada, recuerda que ahi donde terminan tus fuerzas, comienzan las de Dios, para levantarte y guiarte a la victoria.
Oración:
Señor, Gracias porque me infundes el valor que necesito para seguir adelante y no retroceder. Donde terminan mis fuerzas comienzan las tuyas, por ello, no puedo perder. En El Nombre de Jesús, Amén.

No dejes de ver:  Confiando a pesar de los obstáculos

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.